¡Qué gran injusticia son las estrías! Algunas mujeres se cuidan conscientemente con crema y aceite durante todo el embarazo, pero aún así sufren las estrías, mientras que otras, a quienes, sin embargo, no les importan las estrías, no llegan a tener ni una estría. A pesar de que existe un factor genético, las cremas y los aceites anti-estrías pueden ayudar a mantener la piel flexible, o incluso a atenuar esas marcas antiestéticas. Así que cuida tus senos, tus muslos y por supuesto tu barriga dándoles masajes regulares.

Se sabe que los aceites de aguacate y macadamia son extremadamente suavizantes y regeneradores. Reparan y calman, hacen maravillas en la piel propensa a las molestias y ayudan a combatir las estrías.

Preparación: 20 min

Conservación: 12 meses.

Material: balanza, cuenco, cazo, mini batidor

Packaging: tarro de vidrio de 100 ml

INGREDIENTES

30g de manteca de cacao

30g de manteca de karité

20g de aceite de macadamia

20g de aceite de aguacate

5 gotas de vitamina E

PREPARACIÓN

Derretir las mantecas a baño maría. Retirar de baño maría, luego añadir los aceites vegetales y mezclar por unos momentos. Dejar enfriar a temperatura ambiente; el bálsamo se volverá translúcido. En este punto, mezcla vigorosamente con un batidor hasta obtener una textura «batida». Transfiere a su envase.

CONSEJOS DE USO

Tome una nuez de bálsamo, luego masajea las áreas afectadas con movimientos circulares hasta que el bálsamo se absorba por completo.

×
Cart
error: Contenido Protegido!!